La ciudad italiana de Milán es –indiscutiblemente- la meca del diseño de mobiliario y de objetos, de la que toda la comunidad mundial del diseño quiere y debe participar. Así quedó demostrado, una vez más, con la edición 2012 de la Milan Design Week, del 17 al 22 de abril.

iSaloni 2012. Foto: Gonzalo Fargas @gonza9010

iSaloni 2012. Foto: Gonzalo Fargas @gonza9010

iSaloni 2012. Foto: Gonzalo Fargas @gonza9010

¿DE QUÉ SE TRATA LA MILAN DESIGN WEEK?

Siempre en el mes de abril, seis días durante los cuales la actividad comercial y cultural de Milán gira en torno al diseño. No sólo los italianos aprovechan la ocasión para desplegar toda su creatividad, apuntando a hacer valer el “Made in Italy”; la ciudad lombarda ya se convirtió en el lugar al que acuden todos los que están de alguna forma relacionados con el diseño, principalmente, para hacer negocios, y para dar a conocer sus empresas, sus productos, sus prototipos, sus ideas.

La Milan Design Week es donde las productoras muestran sus novedades, y van en busca de nuevos talentos; donde los diseñadores emergentes esperan conquistar a estas grandes productoras; donde diseñadores autoproductores buscan compradores al por mayor y/o menor, así como persiguen posibilidades para exportar; donde grandes empresas eligen hacer lanzamientos (como Ford con su Fiesta Kinetic Design Escape para el mercado italiano, o Mercedes-Benz y su nueva Clase A, o Nespresso y su nueva línea de máquinas de café Maestria); donde arquitectos y diseñadores llegan en buscan inspiración; donde público general participa, muchas veces, sólo en busca de entretenimiento… Todas las excusas son válidas para disfrutar de esta fiesta del diseño.

A la vanguardia de toda esta movida cultural y comercial van i Saloni (los Salones), las tradicionales exposiciones internacionales del mueble que, en su 51 edición, presentan las novedades de las productoras de mobiliario y objetos más renombradas a nivel mundial, junto a las propuestas de los jóvenes diseñadores menores de 35 años en el SaloneSatellite y, este año, las muestra bianuales de baño y cocina. Todo esto, en el predio ferial de Rho, en las afueras de Milán, junto a una serie de charlas y eventos en otras zonas de la ciudad.

Pero no todo se limita a los pabellones de la feria de Rho, sino que la movida se extiende hacia distintos barrios, más o menos cerca del centro milanés (en donde se encuentran el Duomo –la catedral- frente a la galería Vittorio Emmanuele II -que alberga tiendas de lujo e importantes bares y restaurantes-, y al teatro lírico La Scala). Esto se conoce como Fuori Salone, o fuera de los salones, y está integrado por distintos distritos de diseño.

El barrio más importante es Tortona, donde se instala la Tortona Design Week, un distrito de diseño que genera un recorrido entre las calles Tortona, Savona y Stendhal, y agrupa una amplia oferta de muestras en distintas locaciones, como galerías y showrooms -como el de Moooi, la productora holandesa dirigida por el diseñador Marcela Wanders-, con el Temporary Design Museum a la cabeza, en Superstudio Più, enormes galpones que durante el año se alquilan como sets de filmación y estudios de fotografía.

El Temporary Design Museum es un proyecto ideado por Gisella Borioli, con la dirección artística del celebrado diseñador italiano Giulio Cappellini, que fue sede de 30 muestras, con presentaciones a cargo de estrellas del diseño, como Italo Rotta para Samsung, el mismo Cappellini para Alcantara, Carlo Colombo para Cristalplant, los hermanos Campana para Cosentino u Oki Sato para Nendo. Además, alrededor de 90 nuevos diseñadores se presentaron en el Basement (sótano) de Superstudio Più, para sorprender con sus propuestas; mientras que exposiciones colectivas de mobiliario, objetos y accesorios para la vida cotidiana, apuntan a difundir las bondades del diseño tailandés, sueco o polaco.

Otros de los distritos importantes, que en los últimos dos años creció notablemente, es Ventura Lambrate, desarrollado en una zona de universidades e institutos de enseñanza de diseño. Ideado por la Organisation in Design, un estudio dedicado a la gestión del diseño, ofrece un curado recorte de las más talentosas expresiones del diseño contemporáneo internacional, en especial, jóvenes promesas, prestigiosas instituciones y academias de diseño, y hasta diseñadores reconocidos (como el español Jaime Hayón, que instaló en esta zona su showroom milanés para exhibir sus bocetos, procesos y piezas finales), y la enorme muestra del hipermercado del mueble IKEA, siempre con el foco en proyectos de calidad, creativos y experimentales.

Brera Design District es otra de las zonas importantes, que agrupa una gran cantidad de showrooms de empresas italianas de larga trayectoria, como Valcucine, Lago, Calligaris, Boffi, Magis o Moroso, que durante la Semana del Diseño mantuvieron sus puertas abiertas más allá de su horario habitual. Además, el espacio La Pelota, albergó una muestra colectiva de diseño austríaco.

Los límites del BDD se extienden desde la murallas de Porta Nuova a via Broletto, desde via Legnano hasta los bordes de via MonteNapoleone (la avenida más lujosa de Milán), incluyendo edificios históricos y de importancia cultural, como la Academia de Bellas Artes, el Piccolo Teatro y la Basílica de San Simpliciano. BDD es un proyecto de Studiolabo y Marco Torrani. Este año, la via MonteNapoleone hospedó la muestra Auto-Mobile, compuesta por cinco casas de madera de color rojo, que presentaban ambientaciones con mobiliario que formó parte de iSaloni en los últimos 50 años. Custodiándolas, cinco automóviles íconos de Citroën.

Otras iniciativas también importantes que apuntan a revalorizar otras zonas de Milán son: Porta Romana Design (con 55 expositores en 17 locaciones), Porta Venezia in Design (con 24 puntos de interés, entre showrooms, tiendas y empresas que exponen sus novedades en diseño y arte), y la muestra Most, en el Museo de la Ciencia y la Tecnología, un proyecto del británico Tom Dixon, que planea convertir este espacio en el nuevo epicentro de la Milan Design Week, con la curaduría de Martina Mondadori y más de 30 expositores.

Otro imperdible es el Triennale Design Museum, cerca de la estación ferroviaria Cadorna que, además de presentar cada año, fantásticas exposiciones dedicadas al diseño en Italia (este año fue el turno de celebrar la tradición de diseño gráfico de la península), cede sus instalaciones para muestras temporarias durante esta semana. Este es el caso de las exhibiciones de alfombras de Interface, la colectiva de diseño belga, e individuales (de diseño experimental del italiano Roberto Giacomucci, o de vajilla de porcelana del taiwanés Heinrich Wang).

En fin, ¡mucho para ver y disfrutar!+

Esta nota se publicó en la edición #38 de Revista 90+10.

Links externos:

iSaloni

iSaloni Facebook Fan Page

¿Te gustó la nota? Dejanos tu comentario.

comentarios

Send this to friend