Viajamos a San Pablo para conocer el nuevo modelo de Fiat y charlar con su diseñador sobre el desafío de continuar una línea tan clásica como es la del sedán, pero aportándole innovación y tecnología.

Texto: Gala Décima Kozameh


El alemán Peter Fassbender está delante de su última creación, el Fiat Cronos, con una sonrisa sutil, pero que denota gran satisfacción. En unos minutos más, el responsable del FCA (Fiat Chrysler Automobiles) Design Center Latam será el encargado de develar el nuevo lanzamiento de Fiat, en el evento para la prensa argentina en San Pablo. Por ahora, el titán griego está tapado, y sólo se distinguen -a través del manto negro- los faroles traseros que brillan en color rojo, desafiando cualquier intento de ocultamiento.

El director y creador de otros modelos icónicos de Fiat, como el Mobi, Toro y Argo, estudió diseño industrial con especialización en diseño automovilístico en su Alemania natal y, rápidamente, descubrió su pasión por el diseño italiano. Se trasladó a Turín para capacitarse, y luego de un paso breve por Audi -empresa en la cual aprendió el valor por la elegancia y la sofisticación- comenzó a trabajar en el Centro Stile Fiat como, jefe de diseño exterior. Desde el 2002, ocupa su puesto actual en la planta de la empresa italiana en San Pablo, donde aporta su pasión por el diseño orientado en las necesidades del cliente y la innovación automovilística. A su vez, este inquieto creador, recibió el año pasado el premio Red Dot por el diseño creativo, innovador y diferencial del Fiat Toro.

CRONOS, EL SEDÁN 2017

La nueva apuesta de Fiat es la versión sedán del Argo, un modelo del segmento B, que estará a la venta a partir del primer trimestre del 2018. La novedad a nivel industria que trae este cuatro puertas compacto, es que se producirá en la planta argentina que la marca tiene en Ferreyra (Córdoba) y abastecerá a los mercados de América Látina. El enfoque de su presentación estuvo, entonces, en la gran apuesta de Fiat para Latinoamérica, con un auto 100% diseñado y desarrollado en esta región. La empresa comienza así un ciclo de renovación de la mano de un modelo que, como dice su creador Fassbender, “No es un Argo con baúl”.
El Fiat Cronos se basa, de esta forma, en la nueva plataforma MP-S (Modular Platform Sedan), concebida para el modelo y destinada a la producción en la Argentina. La misma fue desarrollada para responder a las exigencias dinámicas y constructivas de un auto de tres volúmenes.

En dos versiones nafteras y con motores 1.3 o 1.8 litros, el Fiat Cronos propone unir el desempeño con el bajo consumo de combustible. Uno de sus singulares atractivos es su baúl, con capacidad para más de 520 litros. Además, cuenta con transmisiones disponibles de 5 velocidades en versión manual y de 6 para la automática.

UN PADRE ALEMÁN PARA UN AUTO ITALIANO Y DE NOMBRE GRIEGO

“Queríamos generar una conexión emocional por medio de los atributos del auto. A través de su diseño, innovación y tecnología”, comienza explicando Fassbender ante la mirada atenta de la prensa, colegas y directivos de Fiat. La presentación continúa con el diseñador mostrando la evolución del sedán. Desfilan imágenes de los caballitos de batalla de Fiat desde 1991: el Tempra, luego el Siena (1997), Marea (1998), Línea (2008) y el Grand Siena del 2012. Luego de un repaso por las características que el Cronos tomó de sus predecesores, al fin es momento de ver a la estrella.
Fassbender desliza la manta que recubre el modelo, y ahí está el nuevo Fiat Cronos, en color negro. Luego de los aplausos y de un permitido para mirar el auto de cerca, Fassbender recibe una a una las preguntas, mientras pasea por los alrededores del auto, explicando sus atributos. Es momento, entonces, de conversar con la gran mente creativa de FCA Latam.

+¿Cómo fueron las etapas del proceso creativo? Comenzaron en el 2014 con este diseño, ¿tomaron como puntapié los anteriores modelos y siguieron por su lado, o en estos años, trabajaron siempre mirando la tradición sedán?
PF En cada etapa, volvíamos a repasar los clásicos. En el armado de uno de los prototipos, recuerdo que me acercaba, le daba una vuelta, me tomaba un café mientras lo miraba, y volvía a los bocetos. Una y otra vez. Daba un paseo por la planta, otro café y una nueva inspección. La idea estuvo siempre en respetar el diseño italiano; seguir la tradición de Fiat, como la línea que corta el diseño transversalmente al auto. Esa es una característica típica que debía estar presente, lo mismo que las ventanas “greenhouse shape” (levemente curvas, que le dan ese toque elegante). También se nota en su característica deportiva: ése era un aspecto que queríamos que se viera, porque es muy fuerte en el concepto de la marca.

 

+¿Cuál es la característica que más te gusta del Cronos?
PF Creo que su conjunto en general. Es un auto que no es resultado de partes ensambladas, estilos unidos en un mismo coche, sino que se puede ver un criterio en su totalidad. Sus líneas son simples, fluidas y armoniosas. Creo que su parte trasera es muy llamativa, ya que su baúl no es un bloque más: se integra al conjunto. No importa desde dónde lo mires, se ve que es un Fiat sedán.

+Es un modelo muy comparado con el Argo…
PF Pero no tiene nada que ver con el Argo. El Cronos tiene un capó largo, que le da esta característica deportiva y sensual. Son dos cosas totalmente distintas. Pero sí reconozco que nos inspiramos en el Toro para su creación. El Cronos es un modelo “cool mainstream”.

+¿Qué diferencias ves entre el diseño automotriz europeo y el brasileño?
PF Más funcional y emocionante, menos extravagante y más enfocado en la utilidad, en el usuario. En San Pablo, hay muchísimo tránsito, y pensamos mucho en la usabilidad y aplicación que tendría este modelo, que fuera coherente con el contexto en el que será comercializado. Que fuera cómodo para estar sentado mucho tiempo y fuera sensible a las situaciones del tránsito, por ejemplo.

+¿Cómo transformaron un diseño tan funcional, en uno que siguiera esa idea, pero fuera también innovador?
PF ¡Es una buena pregunta! Como decía antes, nos enfocamos en pensar el diseño del auto como un conjunto, y no como una suma de partes. Esto fue fundamental, porque cuando uno crea un conjunto, se ve el criterio en el total. Se logra una escultura entera que es funcional, con el toque innovador, e igual de clásico. Le pusimos mucho esfuerzo a los detalles, y eso también se nota en el resultado. Me parece que un buen diseño no se explica con palabras, sino que se puede ver y apreciar. Cuando hablo, yo gesticulo y muevo mucho las manos, porque con las manos se crea y se produce el diseño (de lo que sea). No me basta el vocabulario. No alcanza con sólo explicar algo; hay que demostrarlo y utilizarlo.+

¿Te gustó la nota? Dejanos tu comentario.

comentarios

Send this to a friend