Seguimos charlando, junto a adidas NMD, con viajeros que estuvieron en Japón hace poco. Esta vez, periodistas y productores de contenido, eligen sus destacados de Tokyo. Dónde comer, qué visitar y cómo armar el viaje para conocer la ciudad que destronó a New York del podio de los sitios más fascinantes.

“adidas

En la entrega anterior, pudimos conocer las impresiones de exploradores urbanos ligados al diseño y al arte. Santiago Idelson, Agustina Ruiz y Sael nos contaron sus impresiones de la ciudad más futurista del planeta. Los tres coincidieron (¡entre un montón de otros puntos!) que no es tan fácil encontrar japoneses que hablen inglés. Sin embargo, su cordialidad y atención es tan grande, que las barreras idiomáticas no son un problema a la hora de que los habitantes de Tokyo le den una mano a los turistas para seguir descubriendo los rincones de la ciudad.

En esta ocasión, juntamos a tres exploradores del mundo de la comunicación. Dos periodistas y locutores (Luciana Egido y Luciano Banchero) y el productor de contenidos digitales de Taringa (Gino Cingolani Trucco), nos cuentan sus impresiones frescas de la capital de Japón. Nuevamente, la cordialidad es un punto a destacar, además de la importancia de contar con Internet móvil para múltiples usos y la posibilidad de aprovechar los transportes públicos por su eficiente servicio.

Segunda parte de nuestro aporte a la comunidad viajera, con los recomendados de la ciudad que llegó para destronar a New York del podio del sitio más fascinante. Guardá esta nota en Pocket o agarrá lápiz y papel para anotar todo, y andá abriendo la pestaña del navegador para buscar pasajes.

+ ¿Qué fue lo que más les sorprendió de Japón?
LE No hay una sola cosa. ¡Todo te sorprende! Es increíble lo bien organizada que está Tokyo. ¡Tiene millones de personas caminándola todos los días! Me sorprendió lo cálidos que son. Fui con la idea de que eran personas frías y, si bien no ves grandes demostraciones de afecto en la calle, sí son amables y cálidos con los turistas.

GCT Creo que tenemos en la cabeza la idea de que los japoneses son todos robots, y lo cierto es que si bien en el espacio público están muy en la suya, apenas te ven medio perdido, se acercan a ayudarte y hacen un esfuerzo descomunal por hacerse entender. Son una cultura muy visual, con lo cual, te van a guiar con las manos, hacerte algún dibujo, o explicarte con Google Maps. Muchas veces, si el lugar está cerca, ¡te acompañan hasta la puerta! Cuando salís de un local sin comprar algo, todo el staff te agradece y saluda igual. Y cuando digo todo, me refiero a todos. En un restaurante, puede llegar a pasar que el bachero saque la cabeza por el mostrador y te salude junto a la cajera, el cocinero y todos los camareros.

LB Me sentí cómodo y ubicado de inmediato, como si ya hubiera estado ahí. No hay que tenerle miedo a Tokyo, pero sí respeto. Así como son amables y educados con todo el mundo, también son cuidadosos con sus espacios, y es muy común encontrarse con lugares donde no se admite la presencia de extranjeros. Me sorprendió mucho esa dualidad: por un lado, es una ciudad muy amigable y por otro, cada tanto aparecen estos pequeños rasgos de antipatía por lo que no es japonés.

+ ¿Qué fue lo más raro que hicieron en Tokyo?
LE No saber qué comés el 90% de las veces. Un día, me fui a un barrio medio alejado y me metí a comer en un lugar que no hablaban una sola palabra en inglés, con el menú en japonés y sin fotos (allá suelen ilustrar los menú para que sepas qué vas a pedir, al menos visualmente). Pedí algo al azar rogando que no fuera muy horrible, y vino una especie de pastel de papas que estaba muy rico. Después de cenar, me metí en un sótano a un recital y terminé haciendo pogo con un montón de japoneses completamente borrachos y otros tantos que estaban tomando té.

GCT Tokyo es raro todo el tiempo, pero creo que lo más increíble es la experiencia de caminar por Harajuku (el barrio en donde surgió la estética kawaii y las gothic lolitas) y mirar la tendencia de una ciudad súper ecléctica, que combina prendas de diseñadores de alta gama con mucho rejunte de feria, en un mix entre rave de los 2000, damisela del S XVIII y dominatrix S/M.

LB Todo lo que hagas en Tokyo va a ser raro, por el simple hecho de estar haciéndolo en Tokyo. Un día, fuimos con mi novia al parque Ueno, a ver si nos encontrábamos con Maru Taro, un perro shiba hermoso que es famoso en Instagram, pero no lo vimos. También terminamos cantando “Scatman” a los gritos con dos japonesas y dos coreanos a las tres de la mañana, en un barcito de seis asientos. Después están las experiencias que son deliberadamente bizarras y están pensadas para extranjeros, como el Robot Restaurant (una especie de carnaval carioca futurista, mezcla con teatro de revista post-apocalíptico) y el Kawaii Monster Café (un restaurante lleno de cosas surrealistas y coloridas, donde hasta los fideos son de colores).

+ ¿Qué sitios de Tokyo recomiendan?
LE En Harajuku, todo más alternativo y de autor, y está lleno de jóvenes que se visten de una forma muy peculiar. Caminar por Takeshita street es todo un desafío, por la enorme cantidad de gente que hay. Cuando terminás de recorrerla, te empezás a encontrar con calles muy chiquitas, llenas de locales de ropa de segunda mano. Se van abriendo cada vez más calles, hasta que inevitablemente te vas perdiendo; pero perderte en Tokyo, es lo mejor que te puede pasar. Todo lo que busques, seguro lo encontrás en Shibuya: jugueterías con muñecos de los más excéntricos y hasta un lugar para ir a acariciar perros.

GCT Creo que el art triangle del barrio Roppongi con el Mori Art Museum, el National Arts Centre y el Suntory Museum of Art son imperdibles, no sólo por las colecciones que suelen tener estos museos, sino también por su arquitectura. El NAC con su arquitectura posmoderna de Kurokawa o el Mori, en el tope de un edificio de oficinas y con vistas a todo Tokyo son increíbles. Sumo también un museo chiquito, pero que vale mucho la pena, que está en la zona: el 21_21 Design Sight. El edificio fue co-creado entre el arquitecto Tadao Ando y el diseñador de moda Issey Mikaye.

LB Mi mejor recomendación es perderse en los barrios y meterse en las calles que llevan a las entrañas. No existe la delincuencia en Tokyo, así que todo estará bien. El primer shock lo vivís cuando vas de noche a Shinjuku y ves el Tokyo futurista, lleno de letreros luminosos. Ahí hay lugares clave: el Golden Gai -una manzana repleta de bares minúsculos, muchos que aparentan ser de mala muerte, pero tienen la más alta coctelería-; el Omoide Yokocho (o “Piss Alley” o “Memory Lane”), una serie de callejones llenos de mini restaurantes donde se sirve comida callejera. Hay que ir a los parques gigantes que adentro tienen templos, como Yoyogi y Ueno. Otro es Asakusa, un distrito que contiene al Sensoji (uno de los templos budistas más famosos de la ciudad), y una feria increíble de artesanías, baratijas y comida callejera. Un lugar que no se recomienda tanto, pero que a mí me gustó muchísimo, es Shimokitazawa, un barrio bohemio con un surtido espectacular de bares y ferias americanas. Ahí me encontré con Village Vanguard, una tienda gigante diseñada para satisfacer las obsesiones de cualquier fan: libros y cómics, artículos de librería, juguetes y chucherías en general. El mejor lugar para comprar y traer regalos. En Mitaka -medio alejado de la parte céntrica-, está el Ghibli Museum, un museo muy diferente a cualquiera al que haya ido, dedicado a la figura del artista legendario Hayao Miyazaki y al arte del cine de animación. Hay que sacar las entradas con bastante anticipación, pero vale mucho la pena. Y Akihabara la meca del nerd, con decenas de tiendas de cómics y figuras de acción, mezcladas con shoppings dedicados sólo a la tecnología.+ ¿Qué lugares de comida les gustaron?
LE Siempre me metí en lugares diferentes para probar cosas nuevas. Al único lugar que fui dos veces es a Katsu Midori Sushi, en Shibuya. El sushi es excelente, el ambiente también y no es para nada caro. Eso sí: siempre hay mucha fila.

GCT El popular: Ichiran Ramen. Es una cadena de ramen súper famosa en Japón. La forma de pedirlo es mediante una máquina en el frente, y te sentás en unos cubículos individuales a comer el ramen que te sirven mediante una ventanita. El occidental: Dominique Ansel Bakery. Ansel, conocido como el pastelero viral, fue elegido como el mejor pastelero del mundo en abril de este año. Definitivamente, hay que pasar por su local y probar los mash-ups pasteleros que hace, como el cronut (mezcla de croissant y donut), el Dominique’s Kouign Amann y el chocolate cookie shot (un shot de leche fría en un vaso hecho de galletita). Me quedé sin batería, pero apuesto que si lo postean en sus feeds de Instagram, van a recibir likes instantáneos. El top: Nakajima. Dicen que es el restaurante con estrella Michelin más barato del mundo. Se especializa en sardinas. Nunca pensé que una sardina pudiera ser algo tan exquisito…

LB Andy’s Shin Hinomoto en Yurakucho. Es un lugar medio difícil de encontrar, porque está al final de unos callejones laberínticos repletos de restaurantes. Sólo sirven izakaya (como tapas, pero japonesas). Pidan un poco de todo, como hice yo. En Sakura Tei, en Harajuku, probé el okonomiyaki: pedís un bowl con ingredientes que elegís del menú, y con eso tenés que cocinarte una tortilla. Es medio complicado la primera vez, pero la experiencia es divertida. Y para comer ramen, recomiendo mucho Ichiran y, sobre todo, Afuri, que está abierto hasta las 3 de la mañana y me salvó las papas en más de una ocasión. Bonus: la comida de los combini (los minimercados) es generalmente buenísima y barata, y encima, están abiertos las 24 horas. Comer mal en Tokyo es prácticamente imposible.+ ¿Qué recomendaciones le darían a alguien que está por viajar ahí?
LE Si la idea es recorrer muchos lugares de Japón, es importante sacar un Japan Rail Pass, que sólo se puede adquirir fuera de Japón. Te da acceso ilimitado (por la cantidad de tiempo que vos elijas) a todas las líneas JR de Japón. El transporte en Japón es caro, así que si realmente vas a recorrer muchos lugares, te vas a ahorrar mucho dinero. Descarguen las apps: Google Translate, Google Maps, Hablar y Traducir y Bandsintown. Tokyo tiene muchas subidas y bajadas, y también mil millones de escaleras, así que calzado cómodo, curitas, talco y alguna crema para ampollas van a ser fundamentales. Si bien todo en Tokyo está pensado y diseñado para que no tengas que hablar para hacerte entender, recomiendo aprenderse frases y palabras claves. Por último, tener Internet portátil. Allá venden sim cards y también alquilan pocket Wi-Fi, que como bien dice su nombre, es un aparatito con Wi-Fi portátil. Si tienen Internet, todo va a estar bien.

GCT La magia ocurre en los pisos de arriba o los sótanos. El “real estate” es muy caro en Tokyo, por lo cual, la mayoría de los locales no están a nivel calle, sino en pisos superiores o inferiores. No tengan miedo de subir escaleras o ascensores y explorar los locales, bares y restaurantes que hay en los edificios. Otra recomendación es caminar mucho, porque la ciudad es muy segura y está bien distribuida. Deténganse a mirar la naturaleza. Los japoneses viven bajo una sobre-estimulación constante, pero se toman momentos para disfrutar de la naturaleza.

LB Vayan en abril, durante la temporada de cerezos. Te transforma completamente el paisaje. Hay que ir munidos de efectivo, porque todavía hay muchos lugares que no aceptan tarjetas. No dejen propina en ningún lado; a los japoneses les parece de mal gusto. Sin embargo, tengan en cuenta que los precios no suelen tener incluidos los impuestos, así que no son finales. Háganse amigos del transporte público, porque seguro van a terminar yendo en tren y subte a todos lados. No hagan demasiados planes: vayan con la mente abierta, dispuestos a conocer y probar cosas nuevas. Todo les va a parecer asombroso y diferente.

+ ¿Por qué hay que viajar a Japón?
LE Porque es muy diferente a lo que conocemos acá. Tokyo es la mejor ciudad del mundo y creo que nadie que haya ido puede discutirlo. Es tan espectacular, que no se puede describir bien en palabras. Es impresionante. Fascina tanto, que antes de irte, ya estás pensando cuándo vas a volver. Todo el mundo debería ir a Tokyo al menos una vez en la vida.

GCT Porque es un futuro no tan distópico, porque la gente vive con un exceso de información, pero menos ansiosa. Descubrís que las librerías, disquerías y locales de DVDs gozan de buena salud y son geniales. Bonus track de comida: Sushi estilo edo en Daiwa, en el Tsujiki Mkt (el mercado de pescado de Tokyo).

LB Porque -por ahora- es lo más parecido a viajar a otro planeta y conocer una civilización extraterrestre, donde todo es diferente a lo que conocemos. Sí, te descoloca, pero también te ayuda a poner muchas cosas de tu vida en perspectiva.+

adidas

Esta temporada, Tokyo es la ciudad de referencia para adidas NMD, la nueva silueta de adidas Originals pensada para el explorador urbano, aquél que investiga constantemente el pasado para crear algo original, de cara al futuro. adidas NMD te invita a caminar la ciudad nipona, investigar cada rincón y descubrir su cultura.

http://www.adidas.com.ar/originals-nmd

¿Te gustó la nota? Dejanos tu comentario.

comentarios

Send this to a friend