La nueva edición del Isenbeck Rock N’ Chop le dio a los fanáticos del rock nacional uno de los regresos más anhelados: el de los Ratones Paranoicos. Como si no hubieran pasado siete años, Juanse y compañía hicieron vibrar al Hipódromo de Palermo.

Texto: Gala Décima Kozameh

Los shows de regresos siempre tienen un sabor particular. No tienen tristeza como las despedidas y tampoco tienen incertidumbres como los primeros recitales, cuando uno no sabe bien qué va a suceder cuando la banda en cuestión salga al escenario.

El sábado 16 de septiembre, uno de los regresos más anhelados por el público de rock nacional se dio, al fin, en el Hipódromo de Palermo. Después de siete años, los Ratones Paranoicos volvieron para dejar en claro que, si el rock corre por las venas, los cuerpos no envejecen.

#VUELVENPOSTA

Desde temprano, el campo frente al escenario del Isenbeck Rock N’ Chop se fue poblando por los que no querían perder su lugar contra el vallado y tener bien cerca a sus ídolos. La emoción se sentía en el ambiente, cuando los amigos se iban encontrando y se escuchaban frases como: “¿Te imaginabas que íbamos a volver a ver juntos a los Ratones?”. Se sacaban fotos con el escenario vacío de fondo y brindaban con Isenbeck heladas en el Beer Garden, mientras entonaban algún hit de la banda.

A las 21hs. puntuales, las luces se apagaron y la espera se terminó para las 25 mil personas presentes. Con unos pocos acordes, el público supo qué estaban por escuchar: “Ceremonia en el hall” de vuelta en vivo, y la emoción se hizo sentir de nuevo, coreando la canción y abrazándose al que estuviera cerca. Habían vuelto, y con ellos, todos los recuerdos de una época del rock nacional.

Al comienzo Juanse, Pablo “Sarcófago” Cano, Pablo Memi y Roy Quiroga estaban estáticos, casi como fuera de práctica, pero fue el calor de la gente el que los fue ablandando, y en cada canción, el show se tornaba cada vez más familiar, como si el tiempo no hubiera pasado.Fue una noche a puro hits, con “Sucio gas”, “Vicio”, “Isabel”, “Juana de arco” y muchos más. Para “La Calavera”, el Zorrito Von Quintiero se subió a acompañar a la banda, confirmando que los regresos tienen un sabor muy especial: tienen nostalgia, reencuentros y la afirmación de que el rock es una pasión que no se va.

Y VOS, ¿QUÉ TIPO DE ROCKERO SOS?

Estuvimos recorriendo el predio del Hipódromo de Palermo, preguntándole a los fanáticos qué canción no podía faltar en la vuelta de los Ratones Paranoicos. Además de contagiarnos de su euforia y degustar unas buenas Isenbeck en el patio cervecero, pasamos por el VIP de Isenbeck Rock N´Chop y charlamos con algunos de los invitados de la marca, como Julieta Cardinali, Eddie Fitte y Nico Riera, entre otros. La consigna que les propusimos responder fue: ¿Qué tipo de rockero sos? ¿De campo, platea o de sillón (el que mira los recitales desde su casa)? Si te lo perdiste en nuestros Instagram Stories, mirá las respuestas de todos acá y reviví lo mejor del regreso más esperado del rock nacional.+

También te puede interesar leer:

Detrás del fenómeno Rock N’ Chop 

¿Te gustó la nota? Dejanos tu comentario.

comentarios

Send this to a friend